8 Mascarillas Para Las Espinillas Caseras y Naturales

Muchas personas, tanto adolescentes como adultos sufren de espinillas. Hay diversas razones para un problema de acné, incluyendo genética, factores ambientales y desequilibrio hormonal. Sin embargo, muchas personas no saben cómo tratarlo eficazmente. En realidad, el uso de una mascarilla casera es una gran manera de tratar las espinillas y el acné. Son fáciles y están hechas con ingredientes naturales, por lo que son buenas para tu piel. Aquí están algunas de las mejores mascarillas caseras para las espinillas.

Mascarillas Para Las Espinillas Caseras

Existen diversas mascarillas caseras para ayudarte a tratar tus espinillas. Las ocho mejores mascarillas caseras tratar el acné son:

1. Mascarilla de Canela y Miel

Si bien la miel, tal vez suene como si deba ser evitada a causa de su viscosidad, de hecho, tiene propiedades antibióticas naturales que pueden matar los gérmenes que puedan causar espinillas. La canela es un antimicrobiano natural que ayuda a detener la circulación de las bacterias. Cuando son combinadas, estas dos potencias pueden ayudar a combatir y tratar las espinillas con eficacia y facilidad.

Cómo preparar y aplicarla: Enjuaga tu cara y seca la piel. Mezcla dos cucharadas de miel y una cucharadita de canela hasta que estén completamente mezcladas. Luego, puedes aplicar la máscara a toda la cara o tratar el área. Deja actuar de diez a quince minutos, luego enjuaga bien y seca la piel.

2. Mascarilla de Clara de Huevo

Mascarillas para las espinillas

Mascarillas para las espinillas – Clara de huevo

Las claras de huevo ayudan a reducir el acné y desaparecer las cicatrices que el acné puede ocasionar. Las claras de huevo están cargadas con proteínas y vitaminas que sanan la piel y ayudan a reconstruir las células sanas de la piel. También ayudan a absorber el exceso de aceites producidos por la piel que puede obstruir los poros.

Cómo preparar y aplicarla: Separa de dos a tres claras de huevo de las yemas y bate hasta espumar. Déjalos reposar por unos minutos mientras enjuagas tu cara y se seca. Aplica una capa delgada con los dedos y permite que se seque durante unos minutos. Continúa aplicando capas hasta tener tres o cuatro en total. Deja que la mascarilla se seque durante veinte minutos, luego enjuaga por completo y seca la piel.

3. Leche/Yogur y Miel

Si bien los productos lácteos han sido acusados de causar espinillas, aplicada moderadamente, la leche o el yogur pueden ayudar a tratar brotes y mejorar el tono de la piel. La leche alivia la piel irritada y disminuye cualquier enrojecimiento. La miel es un antibacteriano natural que mata las bacterias que viven en su piel, el cual empeoran el acné.

Cómo preparar y aplicarla: Combina una cucharada de leche a temperatura ambiente o yogur y una cucharada de miel. Aplica sobre la piel utilizando una bola de algodón o con las yemas de los dedos. Aplica una capa delgada y permite secar antes de añadir más, si lo deseas. Deja que la mascarilla repose de diez a quince minutos. Enjuaga la máscara completamente y luego frota suavemente la piel con un paño en un movimiento circular para eliminar las células muertas de la piel.

4. Mascarilla de Harina de Avena

La harina de avena se ha utilizado durante mucho tiempo para una variedad de dolencias de la piel, porque alivia la piel reduciendo la inflamación y el enrojecimiento. Añadiéndole miel mejora la máscara al incluir las propiedades antibacterianas naturales de la miel.

Cómo preparar y aplicarla: Prepara una porción de harina de avena cortada al acero de acuerdo con las instrucciones del paquete y añade dos cucharadas de miel. Deja enfriar a temperatura ambiente y luego aplica sobre tu piel. Deja actuar de veinte a treinta minutos. Luego, enjuaga bien y seca la piel.

5. Mascarilla de Miel y Aguacate

Mascarillas para las espinillas caseras

Mascarillas para las espinillas naturales

El aguacate está cargado con vitaminas y minerales, y es suave en la piel irritada. Combine eso con los antibacterianos de la miel y usted tiene una gran mascarilla para las espinillas. Esta máscara alivia la inflamación y mata las bacterias.

Cómo preparar y aplicarla: Enjuaga tu piel y sécala. Extrae la carne de un aguacate entero y machácala hasta obtener una pasta. Combina con una cucharada de miel y mezcla bien. Aplica la máscara sobre tu piel y deja reposar de quince a veinte minutos. Enjuaga bien con agua tibia y seca la piel.

6. Mascarilla de Bicarbonato de Soda

El bicarbonato de sodio, o bicarbonato sódico, tiene propiedades antisépticas suaves, lo que le permite luchar contra las bacterias y hongos. También, seca el exceso de aceite que puede obstruir los poros y proporciona una microdermoabrasión leve para eliminar las células muertas de la piel.

Bicarbonato de Soda - Mascarillas

Bicarbonato de Soda – Mascarillas caseras

Cómo preparar y aplicarlo: El bicarbonato de sodio puede ser utilizado como un exfoliante o una mascarilla para las espinillas. Para una máscara de acné, mezcla partes iguales de bicarbonato de sodio y agua para formar una pasta gruesa. Masajea sobre la piel en un movimiento circular durante dos minutos, luego deja reposar de quince a veinte minutos. Enjuaga bien y seca la piel. Para un exfoliante, mezcla media taza de bicarbonato de sodio con un octavo de taza de agua. Aplica la pasta en tu cara y masajea suavemente durante cinco minutos. Enjuaga bien y seca la piel.

7. Mascarilla de Pepino y Avena

Esta máscara es particularmente buena para la piel grasa debido a las propiedades astringentes naturales del pepino. La avena actúa como un exfoliante suave y absorbe el exceso de aceite que puede obstruir los poros. También puedes agregar miel, el cual es un antibacteriano natural para la máscara.

Cómo preparar y aplicarla: Corta la mitad de un pepino y colóquela en una licuadora. Añade dos cucharadas de avena, una cucharada de miel y el jugo de medio limón. Combina bien hasta formar una pasta suave. Masajea suavemente sobre la piel para exfoliar, y luego deja reposar sobre la piel de quince a veinte minutos. Enjuaga con agua fría y seca la piel.

8. Mascarilla de Aloe Vera y Miel

El Aloe Vera ha sido utilizado durante siglos por sus propiedades de limpieza y calmantes. Ayuda a reducir la inflamación y aliviar el enrojecimiento. Combine eso con la miel, un antibacteriano natural que mata las bacterias que viven en la piel, y tienes una excelente mascarilla casera para el acné.

Cómo preparar y aplicarlo: Combina una cucharada de gel de aloe vera con cuatro cucharadas de miel en un recipiente. Aplica la máscara en la cara con una bola de algodón o las yemas de los dedos, asegurándote de evitar los ojos. Deja actuar en su piel durante veinte minutos, luego enjuaga bien con agua tibia y seca la piel.

Aquí termina este listado de 8 mascarillas naturales para las espinillas y el acné. Sigue navegando esta web para aprender más sobre el cuidado de la piel y remedios caseros para el acné.

Acne-y-espinillas

Añadir comentario